Hola lovely people!

 

Hoy traigo la receta más elaborada por el momento. La descubrí en un taller de cocina impartido por Rocío Chorrero, dietista naturópata especializada en medicina china y cocina terapéutica, y un amor de persona que nos dió unas receticas y trucos muy interesantes y súper ricos para triunfar, especialmente en celebraciones.

Este guiso se ha convertido en un reclamo en reuniones entre amigos y familiares porque el resultado es espectacular. Ya me he hecho una máster en la elaboración y cada vez me supero a mí misma, aunque esté feo decirlo. Parece uno de esos guisos que se cuecen a fuego lento y tardan horas en cocinarse pero nada de eso, en media hora lo tienes listo.

Para esta receta utilizaremos ingredientes menos usuales. Aunque yo suelo tenerlos todos en mi despensa, pero si no estás hecho a la cocina vegana puedo que aún no los hayas incorporado. No hay problema, se encuentran fácil en tiendas eco e incluso en supermercados.

Éstos son la leche de coco y las setas shiitake (son opcionales, pero hacen la diferencia) y por supuesto el seitán. Como siempre, puedes variar ingredientes, como las setas o las especias, para darle tu toque personal. 

Si aún no sabes qué es el seitán, aquí va una introducción.

El seitán es un preparado a base de gluten de trigo que simula a la carne. Se trata de una masa esponjosa que se elabora amasando y lavando la harina de trigo hasta eliminar el almidón, y posteriormente cociendo la masa restante con tamari o salsa de soja, jengibre, alga kombu y ajo. Es muy versátil y utilizado sobre todo en la cocina macrobiótica, vegetariana y vegana por su aporte de proteinas de origen vegetal, se digiere mejor que la carne, con menos grasa, sal y con cero de sufrimiento animal, of course.

Yo, personalmente, no lo utilizo en mi día a día, pero sí lo recomiendo si estás en el tránsito al veganismo o intentando reducir el consumo de carne. No esperes el sabor de la carne, porque obviamente no lo es, pero su textura, propiedades y versatilidad no envidian en nada a la carne animal.

Se puede asar, añadir en estofados, hamburguesas, albóndigas, rellenos de verduras, salsas como la boloñesa, don’t be afraid y prueba! 

Y sin más dilación te dejo con la receta, espero que la pruebes y que triunfes tanto como yo cada vez que la preparo. Quizá puedas escuchar ese típico -«esto no sabe a carne», siempre seguido de -«pero está bueno».

Para mí eso ya merece la pena.

 

GUISO DE SEITÁN Tiempo aproximado: 20 minutos

INGREDIENTES (para dos personas bien de hambre)

  • 1 bloque de seitán natural
  • 2 cebollas medianas
  • 2-3 tomates medianos
  • 2 dientes de ajo
  • Un buen puñado de pasas (o ciruelas pasas)
  • 4 setas shiitake (opcional) u otra seta o champiñón
  • Media taza de leche de coco (150ml.)
  • 1 c.s. pimentón (ahumado o dulce, a tu elección)
  • 1 c.s. de curry
  • 1 c.p. de cúrcuma
  • 1 c.p. de pimienta molida
  • Pizca de sal
  • AOVE

Opcional

  • 1 puñado de piñones o
  • 1 puñado de almendra laminada tostada

ELABORACIÓN

  • Comienza cortando el seitán en láminas y pasándolo por la sartén, vuelta y vuelta, unos segundos para que se dore un poco. Reserva.
  • En una sartén con un chorrito de aceite añade las cebollas cortadas en juliana y rehoga hasta que se hablanden un poco, añade después el ajo y remueve.
  • Cuando huela a cocina de madre añade los tomates rallados o cortados a cuadrados y rehoga unos 5 minutos más.
  • Después basta con añadir el resto de ingredientes. Primero el seitán, luego la leche de coco y seguidamente las especias. Remueve todo un poco para integrar los ingredientes bien, y termina añadiendo las pasas y las setas o champiñones si vas a utilizar. Si la cosa queda muy seca puedes añadir un poco de agua o caldo de verduras.
  • Tapa la sartén y deja cocinar a fuego medio-bajo durante 10-15 minutos vigilando que no se pegue nada.
  • Rectifica si es necesario las especias, añade los piñones o almendras si vas a utilizarlos y retira del fuego.
  • Deja que repose unos 5 minutos, y
  • ¡Disfruta!

Pues como ves no tiene mucha complicación y los ingredientes los encuentras en cualquier tienda eco o incluso en el supermercado. 

Como te decía al principio, entre mis amigos y familia ya se ha hecho famoso y le tengo un vicio tremendo. Seguro que cuando lo pruebes y veas lo fácil y rico que queda también empiezas a divulgar la receta. 

Un abrazo verde,verde y feliz semana.