¡Hola lovely people!

Hoy con otra receta súper fácil y resultona para que incorpores la coliflor a tu vida.

Está inspirada en una receta de Danza de Fogones pero por supuesto con ingredientes que me molan más. Y eso es lo bueno de estas cosas, que puede omitir o añadir condimentos a tu gusto. Siempre lo digo, saca tu lado creativo sin pasarte de inventos al principio para aprender a disfrutar de los sabores que te gusten a ti.

Este plano puedes hacerlo un plato principal, acompañándolo con algunas verduras verdes, o por el contrario acompañándo a algún otro plato con una buena proteína vegetal (algún guiso de tofu, seitán, burguers….), por ejemplo.

Es fácil y rápida de preparar, lo único que tarda bastante es la coliflor al horno que dependiendo de cómo te guste de dura, o de tierna, tendrás que dejarla más o menos tiempo, pero tus 50 minutos no te los quita nadie.

Aprovecha para meter alguna otra receta al horno si puedes, una granola, unas papas u otras verduras que tengas y matas dos… no mates nada, haz dos mandados de un camino.

Luego te explico cómo puedes hacer que se haga más y más rápido por dentro si te gusta bien tierna.

Ahora, al lío.

Coliflor al horno

Un poco de mejunge para embadurnar en 5 minutos, 50 minutos de horno y mientras puedes prepararte hasta un baño relajante.
Acompaña con verduras verdes o alguna proteína vegana
Plato Plato principal
Cocina Saludable, Vegana
Keyword Coliflor
Tiempo de preparación 5 minutos

Ingredientes

  • 1 coliflor grande
  • 2 cda tamari o salsa de soja puedes omitirla pero le da el punto
  • 2 cda tahini o 4 de aceite de oliva
  • Zumo de 1/2 limón
  • 1/2 cda cúrcuma en polvo
  • 1/2 cdta ajo en polvo
  • 1/2 cdta cayena opcional si te va el picante
  • 1 cda orégano, albahaca o tomillo
  • Sal y pimienta al gusto
  • 2 cda levadura nutricional opcional para decorar

Elaboración paso a paso

  • Precalienta tu horno a 180°C
  • Prepara la coliflor lavándola muy bien y cortando las hojas verdes (suponiendo que las tenga) y el tallo bajo. No hace falta que la ahueques, de la coliflor se come todo realmente.
  • En un bol mezcla todos los ingredientes excepto la coliflor y remueve hasta  que integre todo bien. Deberá quedar sin grumos y cremosa.
    Si has usado aceite de oliva en lugar de tahini será un poco más líquida pero también bien rica.
  • Con esa mezcla vas a untar bien toda la coliflor. Te será muy fácil si tienes un pincel de cocina, yo lo hago con una legua de gato y funciona genial. Si no tienes ni una cosa ni otra, usa tus manos bien limpias o una cuchara. Inventa algo.
  • Cuando la tengas bien untadita vas a ponerla en tu bandeja de horno con papel  vegetal y hornearla durante unos 60 minutos.
    El tiempo dependerá de tu horno y de cómo te guste de blandita. Con éste tiempo queda durita por dentro así que si te gusta más blanda puedes cubrirla entera con papel de aluminio durante todo el proceso y darle al menos 10 minutos más para que se haga más por dentro.
  • Cuando esté a tu gusto déjala enfriar unos minutos, espolvorea levadura nutricional si te apetece para darle un toque "quesoso" y ya puedes servirla con  otras verduras al vapor, seitán marinado o incluso unas hamburguesas veggies.
  • Si te sobra la puedes guardar en el frigo en algún contenedor hermético durante 3 o 4 días.
Y esa transformación. Before and after

Ya no me queda más que añadir por hoy así que si pruebas y disfrutas me cuentas.

Un abrazo verde, verde, súper verde.